ATE y la CTA Autónoma paran y marchan mañana en todo el país.

La Asociación Trabajadores del Estado (ATE) y la Central de los Trabajadores de la Argentina Autónoma (CTAA) ratificaron en una conferencia de prensa el paro nacional, con movilizaciones, decidido para mañana, en demanda de “la inmediata reapertura de las paritarias, la reincorporación de los despedidos” y otros reclamos.

Los dirigentes de esos sectores gremiales ofrecieron esta mañana una conferencia de prensa en la sede nacional del gremio estatal (Avenida Belgrano al 2500), y confirmaron que la marcha de protesta principal se realizará hacia la Plaza de Mayo.

El jefe de ATE y adjunto de la CTAA, Hugo Godoy, fue acompañado por el líder de la central obrera, Ricardo Peidro (visitadores médicos), y confirmaron “la jornada de lucha”.

A la protesta nacional se sumaron el sector histórico de la Confederación Nacional de Docentes Universitarios (Conadu), dirigida por Luis Tiscornia; la Federación Sindical de Profesionales de la Salud (Fesprosa) de Jorge Yabkowski y la Judicial Argentina (FJA) de Hugo Blasco en demanda de la reincorporación de la totalidad de los cesanteados, la reapertura salarial y el restablecimiento de los programas que fueron dados de baja.

Los dirigentes también rechazaron “el escaso incremento otorgado de forma unilateral por el gobierno en el último encuentro del Consejo del Salario Mínimo, Vital y Móvil”.

Los trabajadores se concentrarán desde las 11 de mañana en 9 de Julio y Belgrano para marchar luego hacia la Plaza de Mayo, donde habrá un acto central frente al Cabildo.

Godoy exigió también paritarias provinciales y que los trabajadores de los distritos y comunas accedan al salario mínimo, porque perciben ingresos menores a 12 mil pesos.

“La situación de catástrofe social es consecuencia de las actuales políticas, que tuvieron como principal blanco a los estatales, reduciendo salarios y generalizando la precariedad laboral. Solo en Buenos Aires hay hoy 3 mil empleados en esa situación”, dijo Godoy.

Peidro indicó que las políticas oficiales impactaron en toda la sociedad, por lo que “es preciso la unidad para lograr la emergencia alimentaria en los barrios de todo el país”, y afirmó que también en los sectores privados cerraron pequeñas y medianas empresas, cayeron “las condiciones laborales y el poder adquisitivo”, puntualizó un comunicado. En el encuentro con la prensa también participó Oscar De Isasi, de la ATE bonaerense.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *