Boasso sobre el vínculo de Traferri con los gobiernos socialistas: “Le hacen daño a la política, son una corpo”

Así se refirió el ex concejal rosarino Jorge Boasso en relación a los acuerdos motivados en el marco de los intereses personales entre el senador Traferri y algunos dirigentes del socialismo por cuestiones que van mas allá de la política y que esos vínculos le hacen daño a la política y a la credibilidad de la gente hacia la dirigencia política porque son representativos de “una corpo”.

En una entrevista concedida a La Voz de Rosario, Boasso volvió al centro de la escena ha sabiendas de su denuncia realizada a 5 senadores provinciales en el año 2017 y que fue desestimada su acusación por el gobernador de entonces, Miguel Lifschitz quien defendió oportunamente la  “transparencia de los subsidios que otorgaba el Senado provincial” diciendo que eran una “facultad constitucional de los legisladores santafesinos”.

Boasso es un dirigente que no utiliza nunca términos acomodaticios o de ocasión responde siempre sin casette dejando al descubierto lo que piensa de cada tema. El ex fiscal Ponche Asahad prendió el ventilador y las implicancias políticas que pueden generar sus palabras son inimaginables. Al respecto la denuncia penal que hizo contra senadores  hoy cobra venal actualidad, se podría decir que es una especie de dejavú que termina dándole la razón a su presentación en la justicia de entonces, al respecto el ex edil expresó: “Sin dudas que adquiere actualidad la denuncia que le hice a los senadores en el 2017. No me sorprende nada el tema. El tiempo fue un aliado para la credibilidad de la denuncia”, sentenció.

En referencia a las certezas que tiene sobre la impunidad que hubo en el manejo de los subsidios de los senadores imputados, Boasso añadió: “Indudablemente que hubo impunidad, más aún complicidad en la protección de los senadores, porque eran parte del círculo de impunidad legal”.

Consultado sobre si ese manejo discrecional de la “caja” que disponían los legisladores de la Cámara Alta- a los que alguna vez rotuló como los “Jeques árabes de la política –  contaba con la complicidad del ejecutivo y más precisamente si el accionar de Traferri estaba amparado desde el gobierno, el dirigente radical puntualizó: “En realidad nació como parte de un acuerdo con Bonfatti cuando los senadores no le aprobaban en el 2012 el impuestazo ni el presupuesto. A partir de la creación de fondos millonarios para cada uno de los Senadores para repartirlos arbitrariamente, la “corporación”, alias la corpo, se auto defendió y justificó la financiación espuria de las campañas políticas. Todos, reitero todos “gozaron” del privilegio o beneficio”.

Sabemos que la sociedad esta esperando un gesto de la política para terminar con la impunidad y la corrupción, sobre la posibilidad de que este sea el momento para darlo, Boasso fue terminante: “Eso depende de la acción de los fiscales intervinientes, si están decididos a ir hasta el hueso o se mimetizan en el círculo de impunidad”, advirtió.

Denuncia de Jorge Boasso contra los legisladores en el año 2017

Existe malos antecedentes en las investigaciones de la justicia en referencia a que no fueron demasiados contundentes para aplicar un castigo cuando los involucrados pertenecieron a la dirigencia política, ante la pregunta de si creía que la justicia iba a llegar hasta las últimas instancias para descubrir la verdad, el ex legislador de Rosario señaló: “Soy escéptico. Excepto que los fiscales Edery y Schiappa Pietra vayan al hueso, pongan huevos e investiguen la ruta del dinero para llegar a la verdad”.

Boasso presentó la denuncia en el 2017 y recordó que no tuvo apoyo de los legisladores (diputados y senadores) porque directamente no quisieron inmiscuirse en participar del esclarecimiento del hecho denunciado: “No tuve la solidaridad ni apoyo de nadie de la corporación política” afirma nuevamente, esta vez, con evidente enojo.

Mas tarde nos brinda su opinión sobre cómo debería terminar este caso si la justicia actuara en consecuencia para descubrir la verdad de los hechos, sobre el particular nos manifestó:“desde mi punto de vista deberían condenarse a muchos por corrupción política” y continuó  pero “soy pesimista porque la corporación política se autoprotege. Ni los que se considera luchadores contra la corrupción dan pelea porque se aburguesan y gozan de los beneficios del cargo legislativo”, concluyó Boasso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *