¿Cómo funciona el nuevo test rápido argentino que detecta coronavirus en cinco minutos?

Es complementario al hisopado y arroja resultados con un 91% de especificidad. La ANMAT lo aprobó para uso institucional.

El primer test rápido serológico creado por científicos argentinos para detectar si una persona está cursando coronavirus o estuvo infectada recibió el lunes la aprobación de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT). Esta nueva prueba arroja el resultado en tan solo cinco minutos con un valor predictivo positivo del 94%. “Es un desarrollo 100% nacional”, destacó en diálogo con TN Gabriel Ortíz, investigador del Conicet que forma parte del equipo a cargo del avance.

El FarmaCov test es una prueba serológica rápida que detecta anticuerpos a partir de una gota de sangre que se coloca en un dispositivo plástico que, a su vez, contiene en su interior una tira: al adicionar un reactivo químico, en la estructura aparece una línea (resultado negativo) o dos líneas (positivo). “Es similar a una prueba de embarazo”, graficó Ortíz.

El tiempo de análisis de la prueba es de aproximadamente cinco a 10 minutos, con un valor predictivo positivo del 94%: esto es la capacidad del test para detectar enfermos. Ortíz precisó, además, que tiene un 91% de especificidad y un 86% de sensibilidad. “No reemplaza el hisopado, es complementario. Puede ser utilizado como un síntoma más confirmatorio con un resultado de PCR”, agregó.

El FarmaCov test es una prueba serológica rápida que detecta anticuerpos a partir de una gota de sangre. (Foto: captura TN)

Es que la detección de anticuerpos es un indicador de que la persona está o estuvo en contacto con el virus. Sin embargo, la confirmación de laboratorio de que la persona cursa en ese momento la enfermedad se realiza a través de pruebas que buscan el SARS-Cov-2, como las PCR o las LAMP.

La ANMAT aprobó el FarmaCov test para uso profesional, por lo que, por el momento, “no se podrá comprar en farmacias ni usar de forma doméstica”, explicó el científico. Celebró, además, que la prueba es una producción nacional y contó que todos los insumos de este tipo que se utilizaban hasta el momento “eran importados” y resaltó que ahora existe la tecnología en el país como para desarrollarlo. Inicialmente se venderá por 4,50 dólares, aunque los científicos esperan poder “mejorar el precio”.

Este nuevo desarrollo permitirá realizar estudios poblacionales a gran escala, mapeo y segregación de áreas, según proyectan sus creadores. Además, se podrá utilizar, por ejemplo, en plazas, colectivos y escuelas para separar rápidamente a los positivos, a quienes luego se les podrá realizar un hisopado para aislar a los que están cursando actualmente la enfermedad.

Fue creado por científicos del Centro de Investigación y Desarrollo en Fermentaciones Industriales CINDEFI, ubicado en la Facultad de Ciencias Exactas, dependiente de la UNLP y el CONICET, y desarrollado y producido en conjunto con Bamboo Biotech SAS y Farmacoop Lta; en la producción de insumos también participó el Instituto de Investigaciones Fisicoquímicas Teóricas y Aplicadas (INIFTA), dependiente de INTA y Conicet.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *