Crous aseguró que la Oficina Anticorrupción “no será un persecutor judicial”.

El titular de la Oficina Anticorrupción, Félix Crous, aseguró hoy que el organismo a su cargo “no se trata de una superscalía ni será persecutor judicial”.

Crous considero que “siempre detrás de los hechos de corrupción hay una forma de transferencia de riqueza a los sectores concentrados”, y apuntó que “la corrupción no es sólo un asunto moral sino también político, porque en una contratación con sobreprecios hay retornos, y es dinero que la población pone para nanciar ese negocio”.

El flamante funcionario dijo a Radio Nacional que “puede haber funcionarios del Estado en negocios de este tipo, pero también del otro lado del mostrador están los corruptores, que cuando son descubiertos se ponen en extorsionados y lo denuncian después de que se descubre el crimen”.

Crous contó que “es muy llamativo que para determinados juicios se haya contratado a abogados externos a la Oficina y a la planta del Estado, como por ejemplo en la causa de ‘Los Cuadernos’ y otras que no son conocidas”.

En ese sentido señaló que “hay que analizar cómo han sido contratados por afuera” de la Oficina Anticorrupción, “cómo han sido seleccionados”, y refirió que esa práctica “no es novedosa”, pero sí “llamativa o anómala”.

“No quiero alimentar más suspicacias, pero parece imponerse la idea de imposibilidad del Estado de llevar adelante una causa, está lo ideológico de que el Estado no sirve”, expresó el funcionario, y se preguntó “por qué razón se acude a contratar abogados” externos.

Crous agregó que “el Estado debe suprimir esa práctica, es decir no recurrir a los que están afuera de su planta profesional, porque se presta a equívocos o suspicacias, y porque hay abogados calificados que tiene la oficina para llevar adelante las investigaciones”.

Fuente: Agencia Télam

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *