El secreto de Flamengo para ganarle la Libertadores a River

Thiago Monteiro, exnutricionista de Flamengo, desveló cuál fue la clave de los brasileños para vencer a River en la final de la Copa Libertadores 2019.

Han pasado ya más de seis meses desde la final de la Copa Libertadores 2019 en el Estado Monumental de Lima y la remontada de Flamengo a River en los últimos instantes del partido sigue suscitando comentarios. Muchos son los que se han preguntado durante todo este tiempo cómo fue posible que el conjunto de Jorge Jesús le diera la vuelta a un partido que tenía perdido en el minuto 89. Thiago Monteiro, exnutricionista del conjunto brasileño, desvela el secreto.

Monteiro reveló que prohibió a los jugadores de Flamengo beber agua del hotel en el que hospedaban en Lima, así como zumo natural, sólo podían tomar de caja. El exnutricionista sospechó que el agua estaba contaminada y no quiso poner en riesgo la salud del plantel antes de uno de los momentos más importantes de la historia del Mengao. “Cuando llegamos al hotel sólo había jugo natural, pero en viajes internacionales hay que tomar jugo de caja. A pesar de ser menos saludable, con el otro se corre el riesgo de que el agua esté contaminada”, contó.

Marcelo Gallardo

El nutricionista supo que había acertado con su decisión cuando los integrantes del cuerpo técnico, a los que no afectaba esta prohibición, empezaron a presentar problemas estomacales a las 48 horas de consumir jugos naturales“Decían que algo que habían comido les había caído mal. Entonces, pregunté a los médicos si los jugadores estaban bien y me dijeron que sí. Así supe que era del agua”, continuó. 

El propio Monteiro también experimentó síntomas de malestar porque él también consumió los zumos hechos con el agua del hotel. “Como yo no hago goles podía consumir el jugo”, dijo.

Esta decisión, que a priori puede carecer de importancia, resultó clave para que los jugadores de Flamengo llegaran a pleno rendimiento a la final. Los brasileños llevaban 38 años sin ganar la Copa Libertadores y gracias a los consejos de Thiago Monteiro se encontraban físicamente preparados para poder afrontar un partido así. Gracias a esto, a todo el trabajo de Jorge Jesús y a la garra que sacaron los jugadores en los últimos minutos de partido, Flamengo se coronó campeón de América por segunda vez en su historia. “Si después de 38 años sin jugar la final de la Libertadores todo el equipo está enfermo, al nutricionista lo matan”, bromeó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *