Hong Kong relaja algunas medidas de prevención

A contramano de lo que ocurre en China continental, el gobierno de Hong Kong anunció que desde el viernes regirá una flexibilización de las medidas de prevención que fueron implementadas a finales de marzo para contener la expansión del contagio del nuevo coronavirus.

Mientras la capital China, Beijing, extremó sus medidas de control y prevención epidemiológicas por un nuevo foco de contagios de Covid-19, en el sur del país, Hong Kong permitirá desde el viernes reuniones públicas de hasta 50 personas y ampliará capacidades en bares y restaurantes.

La isla china, que suma en total 1.112 contagios desde el inicio de la pandemia y cuatro fallecimientos, detectó el lunes solo tres nuevos casos positivos y todos ellos importados.

En ese contexto, la secretaria de Salud de la ex colonia británica, Sophia Chan, anunció en rueda de prensa una nueva ronda de “flexibilización” de las medidas para “restablecer una mayor actividad social y económica” en la ciudad, según informó la agencia de noticias EFE.

Entre las indicaciones, se permitirán reuniones públicas de hasta 50 personas y se cancelarán los límites de capacidad en restaurantes, mientras que en karaokes, un entretenimiento muy popular en el país asiático, se duplicará de ocho a 16 personas, con separación de metro y medio entre mesas.

Asimismo, en bares, pubs y clubes nocturnos, la restricción que limita las mesas a grupos de cuatro personas permitirá ocho y se reanudarán las actuaciones en vivo, pero los artistas deberán usar mascarilla y mantener una distancia de seguridad con el público.

Las nuevas disposiciones se implementan en Hong Kong, sur de China, en un momento en el que la capital del país extiende el cerco sanitario a más localidades ante el temor de que el nuevo foco infeccioso del virus sea una mutación más contagiosa que el que inició la pandemia en Wuhan.

En ese sentido, la jefa del Ejecutivo hongkonés, Carrie Lam, mostró su preocupación por el rebrote producido en la capital china, que se disparó una semana después de que rebajara el nivel de emergencia sanitaria.

“Tenemos que lograr un equilibrio entre, al menos, tres factores: uno es, por supuesto, la salud pública; el segundo es el impacto en la economía y el tercero es el nivel de la tolerancia de la gente. Si mantenemos este tipo de medidas, la gente acaba por dejar de tolerarlas y de cumplirlas”, dijo Lam sobre las nuevas disposiciones anunciadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *