La dura respuesta de Fillol a un ex futbolista holandés que habló de “arreglo” en el Mundial de 1978: “Sería bueno que cierren la boca”

El histórico arquero argentino defendió la forma en la que la selección argentina se alzó con el título. “Los holandeses perdieron dos finales seguidas y siguen hablando de lo que pasó en el 78”, dijo.

Ya pasaron casi 42 años de la consagración de la selección argentina como local en el Mundial de 1978. Sin embargo, hasta el día de hoy sigue habiendo cuestionamientos respecto de la forma en la que el conjunto albiceleste se alzó con ese logro, en un país que estaba bajo el gobierno de una dictadura militar. Quien volvió a poner sobre el tapete esta controversia fue el ex futbolista holandés Johnny Rep, quien aseguró que aquel certamen “estaba arreglado”. Inmediatamente, Ubaldo Matildo Fillol, arquero de aquel equipo de César Luis Menotti, salió a responderle.

“Me cae para el orto que se siga hablando que el Mundial de 1978 estaba arreglado. Los holandeses perdieron dos finales seguidas y siguen hablando de lo que pasó en el 78. Sería bueno que cierren la boquita”, dijo, ofuscado, Fillol en declaraciones radiales.

Respecto de aquella final en el estadio Monumental en la que Argentina venció por 3-1 a Holanda, el Pato redobló la apuesta: “La mejor pelota de mi vida se la saqué a Rep, no se la saqué a (Jorge Rafael) Videla. Este muchacho no para de decir taradeces”.

“En esa Copa del Mundo ha habido resultados como el nuestro con Perú (triunfo 6 a 0), pasa eso en todos los Mundiales. En esa Copa jugamos contra todos las mejores selecciones”, recalcó el ex arquero.

En la final, Argentina venció a Holanda (AFP PHOTO)
En la final, Argentina venció a Holanda (AFP PHOTO)

De esta manera, Fillol respondió con vehemencia a las acusaciones de Rep, quien había asegurado que la selección argentina “tenía que ganar” en el Mundial de 1978 “para que la población se tranquilizara más”.

“Argentina tenía que ganar por cuatro goles para pasar a la final y lograron anotar incluso dos más. Según nuestra idea, y la de todos los que conformamos ese equipo, ese partido fue sobornado”, denunció el holandés.

En ese mismo sentido, señaló: “Había muchas demostraciones de que no deberíamos viajar a Argentina por la intensa dictadura que había en el país, todo eso salía en las noticias. Hubo protestas en Holanda cuando decidimos viajar. Pero aun así fuimos porque somos apasionados del fútbol y es para eso a lo que íbamos. Si no hubiésemos ido, habríamos sido el único equipo en quedarse en casa”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *