La pobreza en Argentina llegó al 32%.

Con la crisis cambiaria, la aceleración de la inflación -sobre todo del precio de los alimentos-, una licuación de ingresos, mayor desempleo y una fuerte recesión como escenario de fondo, la pobreza dio un salto significativo en 2018 y alcanzó a un 32% de los argentinos. Se trata de una suba de más de seis puntos porcentuales con relación a un año atrás.

El Indec publicó los números del segundo semestre del año pasado, en base a la Encuesta Permanente de Hogares (EPH), para los que la cantidad de argentinos pobres en 2018 ascendió a 12.960.000, si se proyecta el cálculo que realizó el organismo en 31 aglomerados a todo el territorio nacional urbano. Esto significa que, en doce meses signados por la crisis, 2.680.000 personas se sumaron a la pobreza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *