Newells entro en terapia con pronóstico reservado.

La lepra llegaba a La Plata urgido de un buen resultado, las dos derrotas en fila desnudaron todas las falencias de un equipo que ante la presión de la situación del momento de Newells en la tabla de promedios,  empieza a mostrar serias flaquezas anímicas.

El rival Gimnasia y Esgrima era una invitación para empezar a generar un cambio, pero nada de eso ocurrió en el comienzo del partido. El local salio con el impulso del vestuario a acorralar a la lepra, pero esa presión duro muy poco, y el partido se torno chato y parejo.

Para contabilizar como jugada de riesgo, un cabezazo de Santiago Silva que se fue por encima del travesaño del arco defendido por Aguerre. Las acciones se volvieron intrascendentes, Gimnasia no arrimaba peligro y Newells se dedicaba a cuidar el cero en su arco por lo que había renunciado a acercarse a la portería de Moyano.

En un marco de pobreza futbolística, un gran tiro libre de Ayala desde lejos permitió una excepcional intervención del arquero Aguerre que mando el remate con destino de gol al corner, jugada que le devolvió algo de vida al partido.

En una contra  Lucas Licht llegó justo para taparle un remate de Leal, que fue la aproximación más seria de la lepra hasta entonces. De ahí en más la lepra fue acomodándose al trámite y equilibrando las acciones.

Primero lo tuvo Mauro Formica quien aprovecho un error de un defensor rival, y cuando se aprestaba a abrir el marcador, lo taparon justo. Minutos después Alexis Rodríguez tras una guapeada entre defensores rivales , termino en una notable respuesta del arquero tripero.

La segunda etapa lo encontró a Newells con mejores sensaciones en el juego, se convirtió en dominador de las acciones, aunque conviene aclararlo, sin generar situaciones de peligro en el arco contrario.

Solo para contabilizar un desborde de Nadalin y su centro preciso encontró la cabeza del gato Formica y la pelota se fue por muy poco.

Gimnasia por su parte no le encontraba la vuelta al juego, se había quedado sin respuestas futbolísticas, solamente arrimaba algo de peligro con remates desde afuera del área, muy poco para un equipo que parecía se había quedado sin nafta en lo físico.

El partido iba camino hacia un inexorable empate, para Bidoglio representaba un buen resultado para cortar la mala racha. Pero cuando las cosas vienen torcidas, siempre aparece algún contratiempo imprevisto, error de Aníbal Moreno en la salida, que aprovecho Tijanovich para marcar lo que seria el único gol del encuentro.

Newells sumo la tercera derrota al hilo, en el baúl del olvido quedaron aquellas dos victorias consecutivas del cierre del año anterior, la calculadora será un componente mas de la historia de la lepra en el torneo que viene, con un entrenador en la cuerda floja y una comisión directiva sin margen de error, el futuro de Newells se ha tornado mas negro, que el color que distingue la mitad de su camiseta.

Formaciones iniciales:

Gimnasia: Sebastián Moyano; Facundo Oreja, Maximiliano Coronel, Germán Guiffrey y Lucas Licht, Maximiliano Comba, Víctor Ayala, Franco Mussis y Brian Mansilla; Santiago Silva y Juan Carlos Hurtado. DT: Darío Ortiz.

Newell’s: Alan Aguerre; Facundo Nadalín, Stéfano Callegari, Fabricio Fontanini y Juan Pablo Freytes; Aníbal Moreno, Juan Manuel Requena y Mauro Formica; Luis Leal, Alexis Rodríguez y Víctor Figueroa. DT: Héctor Bidoglio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *