Para romper el maleficio Central recurrió al viejo adagio de “técnico que debuta gana”

Rosario Central llegaba al pesebre del fútbol de La Paternal con la obligación de cortar una extensa racha sin victorias, y dejar atrás los más de 500 minutos sin marcar goles en la Superliga. Para acabar con estos historiales negativos, que mejor que aferrarse a las cabalas y al añejo axioma futbolero del técnico que debuta.

El canalla arribo al estadio del bicho con el interrogante de saber cuanto había podido meter mano Diego Cocca en el funcionamiento de juego del equipo, por lo visto en este primer partido, algo fue muy notorio, la actitud del equipo fue muy distinta y eso le devolvió al hincha esperanzas de un mejor provenir.

Partido que arranco con ambos equipos defendiendo sus planteos, Argentinos de Dabove intento manejar la pelota desde el inicio mismo, con Alexis Mc Allister como eje de todo su fútbol y Central esperando, ordenado, tratando que cada pelota pasara por los pies de Ortigoza para darle un certero sentido a la misma.

La primera jugada de riesgo fue del local,  un pelotazo al vacío encontró a la defensa de Central desbalanceada,  Hauche le ganó a su marca y su remate,  al arco encontró una gran respuesta del arquero Ledesma que mando el disparo al corner.

Pero el canalla golpearía primero con una gran jugada de Parot por izquierda,  gano dos veces la pelota a pura potencia y mando un centro que termino en una volea de Gil dentro del área, para colocar la pelota contra el palo izquierdo de Chaves. 1 a 0 y chau racha sin convertir goles.

Argentinos se recompuso rápido del impacto del gol recibido, y sobre los 30 minutos,  un centro de Mc Allister  encontró en el camino un jugador de Central que en su intento de rechazar,  casi batió su propio arco.

Argentinos después del gol de Central recupero la pelota y manejo el partido, el canalla por su parte, se replegó peligrosamente contra su arco. Solamente el equipo de Cocca encontraba respiro cuando el balón pasaba por los pies de Ortigoza y podía hacer circular la pelota con cierto criterio.

Central en el ultimo tramo de esa primera etapa, perdió el orden y el local se lo llevó por delante, con muchas ganas y poco fútbol, un cabezazo de Hauche dentro del área encendió las alarmas en el canalla que estaba obligado a adelantarse en el campo para no sufrir mas sobresaltos.

El equipo de Cocca solo dispuso de una jugada individual de Lovera que termino en las manos del arquero Chaves, cuando esperaban Zampedri y Herrera por el medio del área chica, para empujarla al gol

El segundo tiempo central arranco muy bien para Central,  a los 5 ya sacaba una importante distancia en el marcador, centro de Leonardo Gil desde la derecha,  pelota precisa al área del bicho y la aparición oportuna de Parot que de cabeza marcaba el segundo gol , los mismos actores del primer tanto, pero invertidos los roles le entregaban a Central la tranquilidad necesaria para disputar lo que quedaba del partido.

Pero el canalla casi se complica solo el partido cuando un error de Ledesma, quien le entrego en mal momento una pelota a Barbieri, la buena presión de Batallini para robar el balón y Spinelli solo frente al arco, con un arquero vencido,  la tiró afuera.

El partido se transformó en un plano inclinado hacia el arco de Ledesma, lo tuvo Elías Gómez dentro del área y su remate imperfecto se fue a un costado del arco. Argentinos creaba situaciones de gol pero fallaba mucho en la definición.

Central se retraso, protegió bien a su arquero Ledesma y espero que la desesperación del rival haga el resto. El bicho fue mucho al ataque pero terminó sumergido en su propia incapacidad de transformar el dominio en goles.

El canalla se llevo un triunfo muy necesario de la Paternal, construido a partir del gran compromiso que mostraron los jugadores en el partido. Seguro este resultado le permitirá a Diego Cocca planificar lo que viene con otras mejores expectativas. Se viene la Copa Libertadores y la última fecha del torneo, y podrá afrontarlo con un equipo que al menos hoy ya tuvo otro mejor semblante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *